MINUBE
Seguir en la app
Abrir
¿A dónde quieres ir?
¿Te gusta Casablanca?
Compártelo con el mundo
Entrar con Google +

Restaurantes en Casablanca

114 colaboradores

52 lugares donde comer en Casablanca

Restaurantes en Casablanca
Café de Rick
(7)
Es obligatorio, también existen en español nosotros nos quedamos en el hotel Married que está muy cercano, puedes llegar caminando al café Ricks, tienen un menú amplio en la comida marroquí y al mismo tiempo los precios son bastante económicos.
Cafeterías en Casablanca
Paul
(5)
Paul es la cadena de panaderías tradicionales francesa, que tiene varias sucursales en todo el mundo. Pero este lugar es diferente, es uno de los lugares más a la moda de Casablanca, para tomar un té o un café durante el día. Es una antigua villa, una casona de tamaño impresionante, de estilo Art Déco, que han renovado. Tiene en frente una inmensa terraza, haciendo esquina con la avenida de Anfa. Los precios no son baratos, pero a 1.50 euro la bebida gaseosa, y 2 euros el café y chocolate, tampoco se pasan. Hay una tienda Paul donde consigues uno de los mejores panes de Casablanca. Hacen buenos desayunos, con huevos al gusto, pan mermelada y café, cuesta 55 dirhams. Cierra a las 10 de la noche, y está llenísimo después del trabajo. No sirven alcohol.
Cafeterías en Casablanca
Romanoff
(5)
El Romanoff es un café restaurante del barrio de Gautier, uno de los barrios más ricos de Casablanca. Mientras en los demás barrios sueles ver solamente hombres en las terrazas de los cafés, Gautier es un lugar donde encuentras más mujeres. El café es moderno, puedes comer unos platos básicos, como sandwiches, y el viernes un buen platos de cuscús, cuesta 40 dirhams, 4 euros, y viene acompañado por un vaso de leche agria. Luego hay tagines, pero no es el mejor lugar. El Romanoff es un café de barrio, con su clientela habitual, chicos jovenes y trabajadores de las oficinas alrededor. En general se suele dejar propina a los camareros.
Restaurantes en Casablanca
Le Balcon 33
(5)
Le Balcón 33 es un restaurante del malecón de Casablanca, ubicado en el barrio de Ain Diab. Es un lugar que lleva más de 30 años abierto, y es una referencia de la vida nocturna de Casablanca. Está a 4 kilómetros del centro, tienes que ir y volver en taxi, te saldrá 10 euros ida y vuelta como mucho. El Balcón tiene una parte donde puedes bailar, y también rincones más tranquilos para disfrutar de la cena. Es un lugar que parece moderno por fuera, pero a dentro sigue teniendo el toque antiguo. Sirven una comida francesa e internacional, bastante cara, pagas más el lugar que la calidad de los platos. Después de las 11, se convierte completamente en discoteca, y cuesta oír lo que te dicen tus comensales.
Restaurantes en Casablanca
Restaurante Café La Squala
(5)
La Sqala del puerto de Casablanca es una fortificación con cañones defensivos que queda de la antigua ciudad. Fue construida en el siglo XVI - XVII, inspirándose de las fortificaciones de Vauban en Francia. Sqala dio su nombre a escala, el puerto de parada para los marineros. Los cañones que ves sirvieron realmente a defender la ciudad. Lo construyó Sidi Mohamed Ben Abdallah, como se había hecho en Mogador, la actual Essaouira, que tiene dos Sqalas. Hay tres fachadas hacia el mar, de 6 metros de alto. SSobrevivió varios ataques. Ahora hay un restaurante a dentro.
Restaurantes en Casablanca
Las Vegas Restaurant
(3)
Las Vegas es un restaurante grill de marisco y pescado, que está al final de la Corniche, en frente de la playa de Ain Diab. Es un lugar popular, donde van las familias y los jovenes de menos presupuesto, porque es un lugar un poco más barato que los restaurantes a la moda de la Corniche. Tiene una terraza panorámica, desde donde ves el mar y también una buena parte de la ciudad. Hay mucho tráfico en la avenida en frente y no es el lugar más tranquilo para comer, pero como está al lado de la playa, es una buena ubicación y un lugar conveniente. Tu comida de pescado te saldrá entre 10 y 15 euros, más si pides un postre o una ensalada para acompañar.
Cafeterías en Casablanca
Cup's Café
(4)
El Cup's café está en la calle del Irish Pub, si no lo conocen los taxistas, pregunta por el Irish, está en frente. Es un pequeño café moderno, que tiene un acceso wifi, si tienes tu ordenador contigo, irónicamente sale más barato sentarte en la terraza del Cup's con un café para disfrutar de la conexión, que ir al ciber. Es un café de barrio, con una clientela más que todo masculina, aunque las mujeres acuden a veces también. Los cafés y las bebidas no pasan de 1.50 euros, hay pocas cosas para picar. En su tele transmiten los partidos deportivos nacionales e internacionales. La terraza está a la sombra y es agradable en verano.
Restaurantes en Casablanca
Asadores de Moulay Ismail
(1)
Es un lugar a donde me gusta mucho ir a comer porque es muy particular y no tiene nada que ver con lo que conocemos. Detrás del barrio de Habbous, tienes que pasar por un puente del otro lado del ferrocaril, y llegas a la calle Moulay Ismail. Puedes preguntar por la plaza de los asadores (la place des grillades en francés), o dejarte llevar por el humo que sale y los olores, es fácil de encontrar. Alrededor de la plaza, hay una docena de carniceros que te venden carne de camello, el kefta, la carne molida de camello es una delicia local, y también salchichas picantes, costillas, pechugas de pollo... Escoges la cantidad que quieres y luego la llevas al restaurante. El chico del restaurante te la asa, te sirve pan, tomate y cebolla, a un precio que depende del peso de la carne que le diste. En general no pasa de 1.50 euro por persona. Te pueden traer té de menta y bebidas también, que van a buscar a las tiendas alrededor.
Cafeterías en Casablanca
Casablanca Café Restaurant Marocain
(1)
El Casablanca Café está en la avenida Moulay Youssef, y no es el café que tiene la decoración de la película Casablanca, este es el Ricks, y también está cerca. El Casablanca tiene una gran terraza, donde llegan tanto los grupos de mujeres como de hombres, y las familias. Es un barrio rico de la ciudad, y los precios del café son un poco altos. Sirven bebidas sin alcohols, y cositas para picar, sandwiches, y el viernes al medio día sirven un cuscús con leben. Leben es la leche agria que acompaña el cuscús. Puedes escoger cuscús tfaya que viene con fruta seca, pasas y cebollas, más la sémola y el jugo, o simplemente cuscús con verduras.
Restaurantes en Casablanca
Espace Moulyna
(2)
El Espace Moulyna está en el bulevar el Fida, es un lugar moderno y bonito que hace ricos milkshakes y paninis. Después de unos días en Casablanca, comiendo cuscús y tagines, a veces me apetece ir a comer algo más europeo. Este lugar lo ofrece, y a precios marroquís. Los paninis están un poco pequeños, pero cuestan solamente 1.50 euros, mientras en los barrios más ricos te lo venden a 4 euros. El batido costaba un euro, cuidado que siempre le agregan azúcar, y puede resultar muy muy dulce. La decoración con sillas coloreadas y tonos vivos me gustó, en general estos lugares, que llaman lecherías porque sirven zumos y batidos de yogur lucen más viejitos. Probé un briut, que es un samosa con espaguettí y marisco a dentro, no me gustó mucho, pero siempre dudo del marisco que se queda así mucho tiempo preparado. El resto muy bien.
Cafeterías en Casablanca
Café Classic
Es un café tranquilo del barrio de Maarif, que encuentras si sigues la calle al lado del Mc Donalds, a tres cuadras a mano izquierda. Hay dos plantas, abajo tienen una pantalla grande para ver los partidos de fut, mientras arriba es más tranquilo. Como te incluye la conexión al wifi, es un bar más joven, donde las mujeres pasan desapercibidas, mientras otros cafés de este estilo son de hombres únicamente. Los chicos hablan un francés bien básico pero tienen un menú en francés. Las bebidas cuestan menos de un euro. La gente se queda horas, sobre todo para aprovechar el internet con su laptop. No sirven comida, pero puedes traer un sándwich si deseas. Es un lugar barato comparado con los cafés a la moda del Twin Center al lado. No sirven alcohol
Restaurantes en Casablanca
Snack Rachid
Este pequeño restaurante está cerca de la iglesia del barrio Maarif, cuando sigues por el pasaje Du Jura a mano derecha en la primera calle. Hay muchos restaurantes así informales que sirven la sopa "harira", una sopa roja, con pequeños trozos de pollo o cordero, y garbanzos. La gente viene a comer a la salida de la escuela, cierran a las 8. La sopa cuesta 30 céntimos de euro, y el té de menta está a 10 céntimos por vaso! Más barato, imposible. Hay m'semen que son muy buenos, son las crepas de forma cuadrada y cuestan 15 céntimos. La sopa la cocinan en grandes ollas, te la sirven enseguida, hay un surtido de postres también. En general acompañan la sopa con la crepa, pero la puedes pedir con miel si deseas. Comimos entre dos por un euro cincuenta! Los chicos son simpáticos, trabajan duro, es una familia de bereberes del interior que lleva el lugar.
Restaurantes en Casablanca
Spasso
El Spasso es un bar restaurante a la moda, que está en el barrio de Gauthier, cerca de Moussa ben Noussair. Cualquier taxi sabrá donde queda. Cuando entras hay luces tenues, la música que pasan es una mezcla de música española, oriental , francesa y los hits del momento. Las bebidas alcoholicas son muy caras, la cerveza pequeña 25centílitros está a 5 euros, pero es así en todo Marruecos. Es un lugar donde se puede fumar. Llegan los marroquís más ricos, los que beben alcohol y fuman. Hacen un surtido de sushi para dos personas a 40 euros, que es enorme. Lo comimos entre 6 y sobró comida. El resto de la comida es igual de caro, pero vienen grandes cantidades, aunque pienso que el surtido de sushi es el que ofrece el mejor valor para comer con un grupo. El sushi estaba bien, pero muchos sushis calientes para mi gusto.
Restaurantes en Casablanca
Theo'reme Beach
(4)
El Theoreme Beach está en Ain Diab, al lado del Megarama. Es un lugar popular que sirve sandwiches, rollos, y comida rápida a cualquier hora. La zona tiene muchas discotecas y la gente antes de ir pasa a comer algo en Theoreme. También entregan a domicilio. Los precios son baratos, comes por menos de 10 euros, con una bebida sin alcohol. Puedes pedir para llevar y luego ir a sentarte en el malecón para disfrutar del mar. Ellos tienen una pequeña terraza pero da hacia una glorieta bastante transitada, y no es muy agradable. Al interior la sala está bien decorada.
Restaurantes en Casablanca
L'Entract Café
L'entracte es un restaurante ubicado debajo del cine Megarama. Ofrece una cocina internacional a precios internacionales. Estás en el barrio de Ain Diab, uno de los barrios de diversión de la ciudad, que concentra restaurantes y discotecas a la orilla del mar. Salir en L'entracte te cuesta 25 euros por persona, sin excesos. Es bastante caro para Marruecos. Hay platos de marisco, una selección de pasta, ... Pero es más bien para tomar una copa mientras esperas que empiece tu película. Tienen buenos pasteles.
Restaurantes en Casablanca
Moana Grill
El Moana Grill es un restaurante de la costa, que está en el barrio de Ain Diab, a la altura de la playa Tahiti Beach. Cualquier taxi sabrá llevarte desde el centro, no debería costarte más de 2 euros. El Moana es una especie de lounge, abre todo el día para que después de bañarte puedas ir a picar algo, con música relajada y electrónica. Alrededor está la piscina, no hay acceso a la playa. Hacen pinchos y carnes asadas, hay una pequeña selección de marisco también. Suele haber una gran cola en verano para comer. Pero hay sillas a la sombra para esperar. No creo que sirvan alcohol. Sale 5 euros un almuerzo con carne, pan y ensalada, más una cola. Al lado hay un restaurante de marisco más caro y exclusivo.
Restaurantes en Casablanca
Le Bistro d'Alexandre
Le restaurant d'Alexandre está al lado del club Tahiti, en el malecón de Casablanca. Es un restaurante con chef francés, que sirve marisco de primera, con vista al mar. Los platos son caros, pero vale la pena, hay una bandeja de 150 dirhams, 15 euros, con ostras procedente del sur del país, cangrejo y camarons, langostas, pescados asados... La bandeja es pequeña, entre dos puedes compartir una de 45 euros. Luego hay platos sencillos de la gastronomía francesa, los realizan con productos importados y son buenos. Para el almuerzo hay un menú de 15 euros, por la noche sale más caro, especialmente si tomas vino, hay pocas opciones debajod e 20 euros por botella, pero es así en todos los restaurantes del país. Es una buena opción si extrañas la cocina mediterránea después de bastante tiempo en Marruecos.
Restaurantes en Casablanca
La Terrazza
La Terrazza es un restaurante instalado a la par del Tahiti Beach Club, frente al mar en el barrio de Ain Diab. La construcción es similar a la de los demás restaurantes del lugar, una casa baja con una terraza de madera, y muchas mesas con vista al mar. Es un restaurante de cocina italiana, que lleva un chef marroquí. De primero hay carpaccio de salmón, o de ternera, risotto de setas o de marisco, entre 9 y 12 euros. De segundo hay varias pastas, con gambas, rúcula, calamares, conchas... Entre 12 y 22 euros. Los postres cuestan 7 euros. Un lugar que tiene una buena reputación, pero accesible a unos pocos, es muy caro para Marruecos, más aún si pides una botella de vino. Los menús cuestan entre 17 y 27 euros.

Comer en Casablanca

La cocina de Casablanca, y de todo el país de Marruecos, tiene muchos siglos de tradición. El banquete marroquí, denominado diffa y gestado en los palacios de hace siglos, constituye un ejemplo del talento de los cocineros marroquíes, en los que los miembros femeninos de las familias preparan los platos. Bodas, nacimientos y festividades religiosas constituyen las principales ocasiones de celebración, también se ofrecen generosas diffas con motivo del retorno del peregrinaje de los fieles, procedentes de La Meca.

Un plato típico de los restaurantes en Casablanca y que todo turista debe probar, es el “Cuscús”, semilla de sémola de trigo cocido y acompañado por verduras, carne de cordero, ternera o pollo, es uno de los platos más tradicionales que comer en Casablanca, que suelen prepararse en las casas los viernes, el día libre en el país, dedicado habitualmente a rezar en las mezquitas, ir al hamman y pasear con las familias.

El Tajín es otro de los platos que encontraréis por todos sitios para comer en Casablanca. Al igual que el cuscús, podréis comerlo a un precio bastante económico incluso en los mejores restaurantes de Casablanca, y la cantidad suele ser considerable, por lo que se puede compartir. Comer barato en Casablanca es la norma.

La Pastilla o Bastela ha sido el gran descubrimiento gastronómico para cenar en Casablanca por muchos turistas, aunque también puede encontrarse en la comida argelina o tunecina. Es un plato muy elaborado, con capas de hojaldre rellenas de láminas de carne de pollo o paloma, intercaladas con pasta de almendra, todo ello horneado y aderezado con canela y azúcar glas.

Para saber los mejores sitios dónde comer o cenar en Casablanca, revisa las opiniones de los usuarios de minube y descubre los mejores sitios para cenar en Casablanca.